domingo, 21 de octubre de 2012

"Todos los nombres", de José Saramago.

"Todos los nombres", de José Saramago.

El protagonista de este libro, publicado por Saramago antes de recibir el Premio Nóbel, es Don José, un funcionario que lleva una vida terriblemente monótona en la Conservaduría General del Registro Civil, ocupándose del archivo de certificados de nacimiento, defunciones, matrimoniales y de separaciones...

Lentamente, con el transcurrir de los años, fué surgiendo una afición en el día a día de Don José (el único nombre que aparece en todo el libro), que consiste en hacer álbumes con los distintos certificados de personajes famosos, que complementa con recortes de apariciones de dichas personas en la prensa.


Cierto día, siguiendo la rutina de llevarse varios certificados a su casa para copiarlos y devolverlos al día siguiente, aparece entre los papeles la ficha de una mujer anónima y desconocida. Este es el detonante del transcurrir de la novela: la obsesión que poco a poco surge en D. José por esta desconocida mujer, que llega a convertirse en un amor incondicional.

En cuanto a mi opinión del libro, he de decir que la monotonía de la vida diaria del personaje, el aislamiento social del mismo, y la falta de empatía que me produjo, así como la puntuación (o falta de) que eligió el autor para llevar la narración de la novela, todo ello, hizo que se me convirtiese en una lectura asfixiante, sin que me llegase a atrapar en ningún momento, y que convirtió el acabar el libro en un acto de fé.

Desde la lectura de "Todos los nombres", el autor me produce cierto resquemor (de hecho no he vuelto todavía con él), que espero se esfume con la lectura de otra obra.

3 comentarios:

  1. Yo debo admitir que Saramago es una de mis asignaturas pendientes. Lo intenté con "Ensayo sobre la ceguera" y me fue imposible, tanto que aún no me he atrevido con ningún otro ni creo que lo haga mientras tenga una lista de libros pendientes que crece día tras día.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues mira qué casualidad, "Ensayo sobre la ceguera" era la obra que iba a leer para darle otra oportunidad a Saramago, pero creo que la oportunidad se la va a llevar otro autor...

      Eliminar
  2. Te recomiendo "El hombre duplicado". Quizá te atrape... quizá no. Al menos conmigo, fue muy positivo el resultado.

    ResponderEliminar